21
Visualizações
Acesso aberto Revisado por Pares
ARTIGO ORIGINAL

Condiciones sociodemográficas, laborales y presencia de síntomas musculoesqueléticos en trabajadores de un mercado de un municipio colombiano

Sociodemographic and labor conditions and the presence of musculoskeletal symptoms in workers in a market in a Colombian municipality

María Osley Garzón-Duque; María Camila Bonbón-Velez; José Alejandro Toro-Rivera; Isabela Agudelo-Aguilar

DOI: 10.47626/1679-4435-2022-687

RESUMO

INTRODUCCIÓN: Aunque el empleo informal va en aumento, aun es escasa la evidencia de la sintomatología osteomuscular en trabajadores con empleos precarios en plazas de mercado y de cómo esta se relaciona con sus condiciones y riesgos laborales.
OBJETIVO: Identificar condiciones sociodemográficas y laborales y riesgos ergonómicos asociados a la presencia de sintomatología osteomuscular en trabajadores de una plaza de mercado de un municipio colombiano en 2017.
MÉTODOS: Estudio transversal de un censo de 194 trabajadores en 2017. Se aplicó encuesta y se recolectó la ficha médico laboral y ambiental. Se realizaron análisis univariados, bivariados y multivariados, además de pruebas estadísticas con 95% de confianza.
RESULTADOS: Predominaron las mujeres (56,7%) y los mayores de 30 años (75,4%); el 90,7% laboraba 8 o más horas diariamente; el 52,8% laboraba entre 1 y 5 días por semana; y el 33,9% tenía > 20 años en su labor. El 86,6% tenía puesto de trabajo estacionario. El 43,8% presentó sobrepeso y el 18,8% obesidad. El 60,6% tenía algún tipo de sintomatología osteomuscular, siendo más prevalente el dolor articular (37,7%). Vender carne (RPA = 2,36), mercancía y cacharro (RPA = 1,40), productos de cosecha y perecederos (RPA = 1,26), y trabajar entre 8 y 11 horas diarias (RPA = 1,76) explicaron mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular. Por su parte, desplazar (RPA = 0,5) y levantar (RPA = 0,75) objetos pesados explicaron menor prevalencia de esta sintomatología.
CONCLUSIONES: Mayor sintomatología osteomuscular estuvo relacionada con mayor edad y menor escolaridad, menos días de trabajo, trabajar entre 8 y 11 horas, y vender carnes, mercancía/cacharro y cosecha/perecederos. Estas condiciones, una vez identificadas, facilitarán adelantar acciones de promoción y prevención para mejorar las condiciones de vida y salud de los trabajadores de las plazas de mercado.

Palavras-chave: poblaciones vulnerables; dolor musculoesquelético; condiciones de trabajo; salud laboral; riesgos laborales.

ABSTRACT

INTRODUCTION: Although informal employment is increasing, there is still little evidence of musculoskeletal symptoms in workers with precarious jobs in marketplaces and of how these symptoms are related to their labor conditions and risks.
OBJECTIVE: To identify sociodemographic and labor conditions and ergonomic risks associated with musculoskeletal symptoms in workers from a marketplace in a Colombian municipality in 2017.
METHODS: Cross-sectional study of a 2017 census of 194 workers. A survey was applied, and labor and environmental records were collected. Univariate, bivariate and multivariate analyses were performed, with statistical tests with 95% confidence level.
RESULTS: Women (56.7%) and workers older than 30 years (75.4%) predominated; 90.7% of participants worked 8 hours a day or more; 52.8% worked from 1 to 5 days a week; and 33.9% had been working in the profession for > 20 years. Moreover, 86.6% had semi-stationary sales position; 43.8% were overweight, and 18.8% obese. Also, 60.6% presented with some type of musculoskeletal symptom, the most prevalent of which was joint pain (37.7%). Selling meat (PRA = 2.36), merchandise/pots (PRA = 1.40), harvest/perishable products (PRA = 1.26), and working from 8 to 11 hours a day (PRA = 1.76) explained higher prevalence of musculoskeletal symptoms. Conversely, moving (PAA = 0.5) and lifting (PRA = 0.75) heavy objects explained lower prevalence of these symptoms.
CONCLUSIONS: Greater musculoskeletal symptoms were related to older age, lower schooling, fewer days of work, working from 8 to 11 hours, and selling meat, merchandise/pots, and harvest/perishable products. These conditions, once identified, will facilitate promotion and prevention actions to improve the living and health conditions of marketplace workers.

Keywords: vulnerable populations; musculoskeletal pain; working conditions; occupational health; occupational risks.

INTRODUCCIÓN

Las condiciones de salud y trabajo son objeto de especial interés a nivel mundial, aunque en algunas poblaciones trabajadoras aún es escasa la evidencia sobre estas condiciones y cómo afectan su salud, siendo de particular interés los trabajadores informales de las plazas de mercado, que podrían estar inmersos en situación de vulnerabilidad laboral, la cual afecta los determinantes sociales de la salud, generando un mayor deterioro en la salud física y mental1. Como lo describe la Organización Internacional del Trabajo (OIT), se trata de una población mal remunerada y con condiciones laborales que pueden afectar su salud y calidad de vida1. En América Latina, para el año 2012, se encontraron 103 millones de personas en el sector informal de la economía2. Colombia es uno de los países con mayores proporciones de informalidad, debido a la reducción de la capacidad económica para absorber la fuerza de trabajo, siendo un factor que ha conducido al rápido crecimiento del sector informal, que se elevó del 25% al 31% entre 1980 y 19893,4, y ahora es mayor del 50% en algunos lugares1.

En esta población, se ha encontrado una significativa prevalencia de sobrepeso, obesidad, horarios laborales extensos y poca actividad física5,6. Además, se han identificado riesgos relacionados con el levantamiento de cargas pesadas, posturas inadecuadas y trabajos repetitivos2. Dichas condiciones son más prevalentes en mujeres que en hombres del sector informal7.

En el municipio de Ciudad Bolívar, Antioquia, Colombia, hay un predominio de informalidad laboral, sin una caracterización de las condiciones laborales ni una estimación del número de personas que trabajan bajo esta modalidad8. Así, se desconocen los riesgos ergonómicos y los desórdenes músculo esqueléticos (DME) más prevalentes en esta población, lo que dificulta la implementación de acciones de promoción de la salud y prevención de la enfermedad acorde a las particularidades de los trabajadores, como lo postula el Plan Decenal de Salud Pública 2012-20219.

Los DME son una de las principales causas de absentismo laboral10 y motivo frecuente de consulta médica. Según la V Encuesta Nacional de Dolor en Colombia, al menos un 60% de la población ha sufrido dolor osteomuscular, y la actividad laboral puede incidir en la aparición de dolor11. Los DME abarcan patologías musculares, tendinosas, articulares y neurovasculares12. En Colombia, se reporta un aumento entre los años 2001 y 2004 de las siguientes enfermedades laborales: síndrome del túnel carpiano, dolor lumbar, manguito rotador, entre otras13, por lo cual es de vital importancia que el puesto de trabajo sea adecuado a las características del trabajador, para asegurar un ambiente cómodo que prevenga accidentes y morbilidades laborales14,15.

Por lo anterior, se evidencia que en el trabajo informal se ve comprometido el derecho a la salud y al trabajo digno, por esto es importante aportar evidencia científica que permita entender las condiciones de trabajo y cómo éstas afectan la salud de los trabajadores, para adelantar acciones acordes a la realidad observada. Por lo tanto, el objetivo del presente estudio fue identificar las condiciones sociodemográficas, laborales, sanitarias y ambientales y los riesgos ergonómicos asociados a la presencia de sintomatología osteomuscular en trabajadores de la plaza de mercado de un municipio colombiano para el segundo semestre del año 2017.

 

MATERIALES Y MÉTODOS

DISEÑO

Se trata de un estudio descriptivo transversal, con fuente primaria de información e intención analítica, con una población de 194 trabajadores de la plaza de mercado de un municipio del Suroeste Antioqueño, Colombia, en diciembre del año 2017. Se aplicó una ficha médico laboral y ambiental a los trabajadores participantes, previa firma de un consentimiento informado. El estudio y todas sus actividades fueron concertados con la administración de la plaza de mercado, los trabajadores, la Secretaría de Salud Municipal y la facultad de medicina de la Universidad CES.

Fueron incluidos trabajadores con 14 años o más, con al menos un año trabajando en la plaza de mercado, que conocieran las actividades del estudio y decidieron participar. Se excluyeron quienes no dieron respuesta al menos al 50% de la encuesta, quienes no firmaran el consentimiento, y quienes estuvieran bajo el efecto de sustancias psicoactivas. El estudio fue conducido acorde a los estándares éticos de la declaración de Helsinki y de la Resolución 8340 de 1993 de Colombia; además, fue aprobado por el comité de ética institucional de la Universidad CES mediante acta 123.

VARIABLES

Se tomó como desenlace la sintomatología osteomuscular (Sí/No), recategorizando la variable de acuerdo a la presencia o no de sintomatología como: dolor, inflamación o rigidez articular, dolor en la parte baja o alta de la espalda, debilidad muscular y dificultad en la marcha. Como variables independientes o explicativas, fueron incluidas características sociodemográficas como edad, sexo, estado civil y escolaridad en años, además de condiciones y factores de riesgo laboral: horas de trabajo al día y días de trabajo a la semana, años de antigüedad en el oficio, tipo y tipología de venta, posturas forzadas, movimientos repetitivos, levantar o desplazar objetos pesados, características físicas, riesgos, orden y aseo del puesto de trabajo, herramientas utilizadas para realizar la labor y equipo de protección personal. Se tomaron medidas antropométricas para el cálculo del índice de masa corporal (IMC) con el fin de identificar condición de sobrepeso/obesidad en los trabajadores, según estándares establecidos para uso nutricional: IMC<18,5, bajo peso; IMC ≥ 18,5 ≤ 24,9, normal; IMC > 24,9 ≤ 29,9, sobrepeso; IMC ≥ 30, obesidad.

La valoración médica fue realizada por tres médicos, docentes de la facultad de medicina y estudiantes de cuarto y quinto año de Medicina. La información fue recolectada por dos docentes, por estudiantes de medicina de la Universidad CES y de la Gerencia en Sistemas de Información en Salud de la Universidad de Antioquia, y por un grupo de auxiliares de la secretaría de salud y del hospital municipal. Datos fueron tomados en los puestos de trabajo y en el segundo piso de la plaza de mercado. Se controlaron sesgos de selección con la realización del censo, y de información con la sensibilización en la población trabajadora, los investigadores, los auxiliares de trabajo de campo. Además, se realizó una prueba piloto con tres trabajadores ubicados en zonas aledañas, con el fin de realizar ajustes al instrumento y refinar el proceso de toma de datos.

ANÁLISIS

Se realizó análisis descriptivo con distribuciones de frecuencias y porcentajes para las variables cualitativas: sexo, estado civil, tipo y tipología de venta, índice de masa corporal, factores de riesgo laboral y sintomatología osteomuscular. Fueron calculados estadísticos descriptivos con medidas de tendencia central, de posición y de dispersión para las variables cuantitativas, a las que se les verificó el supuesto de normalidad mediante la prueba de Kolmogorov-Smirnov para identificar la distribución de los datos y definir las pruebas bivariadas. Las variables edad, antigüedad en el oficio, horas de trabajo al día y días de trabajo a la semana fueron recategorizadas para análisis bivariado.

Se realizó análisis bivariado de las características y condiciones no causales que se asociaban a una mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular en los trabajadores. Las pruebas estadísticas de asociación fueron realizadas mediante la prueba de chi-cuadrado, y se analizaron las diferencias de mediana mediante la prueba U de Mann-Whitney). Se calcularon razones de prevalencia (RP) para establecer la asociación entre la prevalencia de sintomatología osteomuscular y las demás características del estudio. Análisis multivariado mediante regresión logística múltiple con fines explicativos, incluyendo las variables que cumplieron los criterios de Hosmel-Lemeshow (p < 0,25), con el fin de ajustar e identificar las variables sociodemográficas y laborales y los factores de riesgo laboral que aportaran a la explicación de la mayor o menor prevalencia de la sintomatología osteomuscular. El análisis de la información se hizo en los programas Excel, Epidat 3.1 y 4.2, y SPSS 21 con licencia para la Universidad CES. Todas las pruebas estadísticas fueron realizadas con un nivel de confianza del 95% y un margen de error del 5%.

 

RESULTADOS

CARACTERÍSTICAS SOCIODEMOGRÁFICAS

El 75,4% de los trabajadores tenían más de 30 años y el 56,7% eran mujeres. Respecto al estado civil, más del 50% tenía pareja, incluyendo el 31,3% (61) que estaban casados y el 25,1% (49) que estaban en unión libre, por su parte el 43,3% no tenian pareja. El 46,2% tenía de 6 a 11 años de escolaridad; el 34,4%, de 1 a 5 años; el 10,3%, más de 11 años; y el 9,2% no tenía escolaridad (Tabla 1).

 

 

CONDICIONES LABORALES

Se evidenció que el 45,1% laboraba entre 8 y 11 horas diarias, el 45,6% laboraba 12 horas o más, y el 9,2% (18) trabajaba menos de 8 horas. La mayor proporción laboraba entre 1 y 5 días a la semana (52,8%). Un 33,88% (66) tenía más de 20 años en su labor, y un 25,6% (50) tenía de 1 a 5 años (Tabla 1).

El 86,6% de los trabajadores vendía sus productos en un mismo lugar, denominados como “estacionarios”, 10,8% tenían algún tipo de venta semiestacionaria, y el 2,6% era ambulante. Con respecto a la tipología de venta (los productos que vendían), los vendedores de mercancía/cacharros, carnes, cosecha/perecederos presentaban proporciones similares (26,9%, 23,3% y 21,8% respectivamente); menores prevalencias fueron observadas para los vendedores de comidas rápidas (11,9%), otro tipo de ventas (10,9%) y bebidas, picadura/dulce (5,2%) (Tabla 1).

CONDICIÓN DE SOBREPESO/OBESIDAD

De acuerdo a la recategorización del IMC, los trabajadores en condición de bajo peso/peso normal eran el 37,4%, y el 62,6% presentaban condición de sobrepeso/obesidad (Tabla 1).

SINTOMATOLOGÍA OSTEOMUSCULAR

Con respecto al desenlace de interés para el presente estudio, se observó que un 60,6% (86) de los trabajadores tenía algún tipo de sintomatología osteomuscular, siendo los síntomas más comunes el dolor articular (37,7%), el dolor en la parte baja de la espalda (26,5%) y el dolor en la parte alta de la espalda (14,1%), y los menos prevalentes fueron la debilidad muscular y la dificultad en la marcha (5,1% cada uno) (Tabla 1).

FACTORES DE RIESGO LABORAL

Igual proporción de trabajadores refirió que su labor les exigía posturas forzadas, movimientos repetitivos, y agacharse frecuentemente para realizar sus actividades (63,4%). Un 36,1% (70) manifestó que su trabajo le exigía levantar objetos pesados y, 31,1% (60), desplazar este tipo de objetos. Sólo un 4,6% (8) refirió utilización de faja en cintura o espalda, y el 83,9% (162) consideró que realizaba su trabajo de manera segura (Tabla 2).

 

 

En cuanto a sustancias químicas, el 6,7% las utilizaban cotidianamente, o sentían que las utilizaban en sus alrededores, y al 6,8% esas sustancias les producían malestar. Un 37,6% (65) consideraba que podía infectarse con algún tipo de microbio en su puesto de trabajo o en sus alrededores (Tabla 2).

De otro lado, llama la atención que guantes, mascarilla, malla protectora para manipular cárnicos, lentes, botas y delantal no eran utilizados por más del 70,0% de los trabajadores. Además, el 28,4% de ellos consideraba que su puesto de trabajo y los alrededores presentaban pisos, paredes y zonas deterioradas. A su vez, la mayor parte refirió que su puesto de trabajo era aireado (97,9%), iluminado (96,8%), ordenado y aseado (94,3%), y con espacio suficiente para moverse (87,0%). Solo el 49,7% refirió que tenía como atender el inicio de un incendio y un 83,3% (160) tenía como salir en caso de emergencia (Tabla 2).

El 82,7% (134) de los trabajadores manifestó que sus herramientas de trabajo se encontraban en buen estado, y solo el 7,8% (15) manifestó que en su puesto de trabajo o en sus alrededores se observaban cables de energía pelados, tomas sobrecargados o conexiones defectuosas.

CONDICIONES SOCIODEMOGRÁFICAS Y LABORALES, ASOCIADAS A LA SINTOMATOLOGÍA OSTEOMUSCULAR

Condiciones sociodemográficas

Con respecto a la edad, aunque no se observó una asociación estadísticamente significativa, sí se identificó una tendencia que indicó las siguientes condiciones: por cada trabajador que tenía entre 14 y 17 años y presentó sintomatología osteomuscular, había 1,12 entre los 18 y 29 años, 1,38 entre los 30 y 44 años, y 1,55 entre los 45 y 59 años. La sintomatología osteomuscular fue similar en hombres y mujeres, y con respecto al estado civil. Aunque no fue una asociación estadísticamente significativa, llama la atención que la prevalencia de sintomatología osteomuscular fue 84,0% mayor (RP = 1,84) en aquellos trabajadores que refirieron tener pareja (Tabla 3).

 

 

Se observó una asociación estadísticamente significativa (p < 0,05) entre la sintomatología osteomuscular y los años de escolaridad, donde la presencia de esta sintomatología en los trabajadores con 5 años o menos de escolaridad fue 43,0% mayor que en aquellos trabajadores que tenían 6 o más años de escolaridad (RP 1,43, IC95%: 1,09-1,88) (Tabla 3).

Condiciones laborales

Al analizar las horas de trabajo al día, se evidenció que los individuos trabajaban 12 horas o más y entre 8 y 11 horas al día presentaban una mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular 1,3 y 0,95 veces mayor, respectivamente, que aquellos que trabajaban menos de 8 horas diariamente, observándose que la sintomatología osteomuscular aumentó a medida que aumentaron las horas de trabajo al día. Se estableció una asociación estadísticamente significativa (p < 0.05) entre los días de trabajo a la semana y la sintomatología osteomuscular, donde por cada trabajador que laboraba 6 o 7 días semanalmente y presentaba sintomatología osteomuscular, había 1,32 trabajadores que laboraban entre 1 y 5 días a la semana y presentaban esa misma sintomatología (RP 1,32, IC95%: 1,00-1,75) (Tabla 3).

Se observó que a mayor antigüedad en el oficio era mayor la prevalencia de sintomatología osteomuscular, sin una asociación significativa. Con respecto al tipo de venta, la sintomatología osteomuscular fue un 89,0% (RP = 1,89) mayor en los trabajadores con tipo de venta semiestacionario y estacionario. Los trabajadores que vendían carne tenían menos sintomatología osteomuscular que quienes tenían otros tipos de venta (Tabla 3).

FACTORES DE RIESGO LABORAL, ASOCIADOS A LA SINTOMATOLOGÍA OSTEOMUSCULAR

No se observaron asociaciones estadísticamente significativas entre la sintomatología osteomuscular y el hecho de que los trabajadores consideraran que su labor les exigía realizar posturas forzadas, movimientos repetitivos, levantar objetos pesados o agacharse frecuentemente. Sin embargo, sí fue significativa (p < 0,05) la asociación entre la sintomatología osteomuscular y tener que desplazar objetos pesados, donde el 37% presentaban más prevalencia de esta sintomatología que aquellos que no lo debían hacer (RP 1,37, IC95%: 1,06: 1,77) (Tabla 4).

 

 

Finalmente, llama la atención que los trabajadores que refirieron tener espacio suficiente para moverse, realizar su trabajo de manera segura y sentirse bien con el trabajo que realizaban presentaron una mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular (84,0%, 92,0% y 85,0% respectivamente) que aquellos que no lo consideraban de esta forma (Tabla 4).

CARACTERÍSTICAS SOCIODEMOGRÁFICAS, CONDICIONES LABORALES Y FACTORES DE RIESGO LABORAL QUE EXPLICAN LA SINTOMATOLOGÍA OSTEOMUSCULAR

Al ajustar todas las variables que presentaron valores de p < 0,25, según criterio de Hosmer-Lemeshow, tales como: estado civil, escolaridad, tipología de venta, horas de trabajo al día, días de trabajo a la semana, levantar y desplazar objetos pesados, se identificó que solo aportaban de manera significativa a la explicación de una menor prevalencia de sintomatología osteomuscular (p < 0,05) el hecho de trabajar entre 1 y 5 días a la semana y de tener menos de 5 años de escolaridad, observándose que, por cada trabajador que laboraba 6 y 7 días a la semana y presentaba sintomatología osteomuscular, habían 0,27 trabajadores que laboraban 5 días o menos y presentaban dicha sintomatología (RPC = 1,32, IC95% = 1,00-1,75. RPA = 0,27, IC95% = 0,11-0,67), al ajustarla por las demás variables. Tener 5 o menos años de escolaridad explicó una prevalencia 0,32 veces menor de sintomatología osteomuscular, en comparación con aquellos que tenían 6 años o más de escolaridad (RPC = 1,43, IC95% = 1,09-1,88. RPA = 0,32, IC95% = 0,14-0,75).

Llama la atención el hecho de que, inicialmente, ambas características se habían asociado de manera significativa a una mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular, y, al ajustarlas, conservaron su significancia estadística, pero cambió la direccionalidad de sus asociaciones, siendo éstas las características que recuperaron la direccionalidad de sus análisis y permiten definir que aportan a explicar una menor prevalencia de la sintomatología en estudio (Tabla 5).

 

 

En la tipología de venta, se observó que vender carne pasó de ser un factor asociado a menor sintomatología osteomuscular (RPc = 0,71) a explicar mayor sintomatología osteomuscular (RPA = 2,36), vender mercancía/cacharro pasó de una prevalencia 3,0% (RPc = 1,03) mayor de esta sintomatología a una prevalencia 40,0% (RPA = 1,40) mayor, y vender productos de cosecha y perecederos pasó de una prevalencia 20,0% (RPc = 1,20) mayor a una prevalencia 26,0% (RPA = 1,26) mayor al ajustarse por las demás variables (Tabla 5).

Se evidenció un cambio en la direccionalidad de la asociación para las horas de trabajo al día, donde laborar entre 8 y 11 horas era un factor asociado a menor sintomatología osteomuscular (RPc = 0,95) y pasó a explicar una mayor sintomatología (RPA = 1,76) al ajustarse con las demás variables. Por el contrario, trabajar 12 horas o más al día pasó de ser un factor asociado a mayor sintomatología (RPc = 1,30) a uno asociado a menor sintomatología osteomuscular (RPA = 0,14) (Tabla 5).

Por último, el hecho de trabajar en un oficio que exigía desplazar objetos pesados, una característica que se había asociado de manera significativa a una mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular en los análisis bivariados, perdió su significancia estadística y pasó a ser un factor asociado a menor sintomatología osteomuscular (RPC = 1,37, IC95% = 1,06-1,77. RPA = 0,50, IC95% = 0,18-1,38); al igual que tener que levantar objetos pesados (RPC = 1,30, IC95% = 0,99-1,69. RPA = 0,75, IC95% = 0,28-2,00) (Tabla 5).

 

DISCUSIÓN

En el presente estudio, quedaron evidenciadas, al menos en parte, las características sociodemográficas, las condiciones laborales y los factores de riesgo laboral de los 194 trabajadores participantes, y su asociación con algunos síntomas osteomusculares.

Se observó que la mayoría de los trabajadores eran mayores de 30 años, consistente con lo reportado por dos estudios colombianos que exploran condiciones de trabajo en vendedores informales2,16. Además, se identificó que los trabajadores con más edad tenían más síntomas osteomusculares, al igual que los recolectores de café y los trabajadores de mantenimiento de alcantarillado, en los que se estudió el riesgo ergonómico y DME en Colombia16,17.

Una mayor proporción de los trabajadores son mujeres, resultado que coincide con datos registrados en un estudio de una población de vendedores ambulantes18. Sin embargo, para el presente estudio, la presencia de sintomatología osteomuscular fue similar en hombres y mujeres, situación diferente a la reportada por otros autores, quienes encontraron una mayor prevalencia de dolores osteomusculares y otros DME en las mujeres (p < 0,05)17,19.

El presente estudio identificó una asociación estadísticamente significativa (p < 0,05) entre sintomatología osteomuscular y años de escolaridad, donde se evidencia una menor prevalencia de esta sintomatología en los trabajadores con ≤ 5 años de escolaridad, situación diferente a la registrada en estudio que evaluó recolectores de café, donde a menor nivel educativo mayor prevalencia de desórdenes musculoesqueléticos17.

En general, los trabajadores en este estudio laboraban más de 8 horas al día, coincidiendo con lo registrado por otros estudios con población ocupada en el sector informal tanto en las ventas callejeras como en plazas de mercado2,20, donde se registran promedios de 10 horas al día y, en el caso de los vendedores de la plaza de mercado de Cartagena, un porcentaje importante que trabajaba 12 horas o más al día2, fundamentalmente 6 días a la semana, al igual que en los trabajadores de Medellín2,20,21; pero se observó que los trabajadores incluidos en este estudio laboraban fundamentalmente entre 1 y 5 días a la semana2. Trabajar entre 8 y 11 horas al día se asoció a mayor sintomatología osteomuscular, mientras que trabajar 12 horas o más se asoció a menos sintomatología. Por otro lado, quienes laboraban entre 1 y 5 días presentaron menor prevalencia de sintomatología osteomuscular, siendo esta una asociación estadísticamente significativa. Sin embargo, al ajustar los días de trabajo a la semana por las demás variables incluidas el modelo multivariado, trabajar entre 1 y 5 días a la semana pasó a explicar de manera significativa menor prevalencia de esta sintomatología.

Aunque la mayor proporción de trabajadores tenía ≥ 20 años de antigüedad en el oficio, se observó que, a menor antigüedad en el oficio, menor la prevalencia de sintomatología osteomuscular, resultados consistentes con lo reportado en los recolectores de café de un municipio del suroeste antioqueño17. También se observa mayor prevalencia de esta sintomatología en los vendedores de carne de la plaza de mercado, resultado coherente con lo observado en un estudio que evaluó trabajadoras del sector pesquero, en el que se demostró que este grupo tiene peor calidad de vida relacionada con la salud en comparación con la población general, refiriendo principalmente dolor corporal22.

Los trabajadores participantes en este estudio presentaron una mayor prevalencia de sobrepeso y obesidad (62,6%), valores por debajo de los reportados en trabajadores informales del centro de Medellín21 y similares a lo observados en trabajadores de la plaza de mercado José María Villa, de esta misma ciudad20.

La presencia de sintomatología osteomuscular fue del 60,6% (86), más comúnmente dolor en articulación (37,7%), dolor de espalda en la parte baja (26,5%) y alta (14,1%). Así mismo, la V Encuesta Nacional de Dolor en Colombia reportó que “al menos un 60,0% de la población ha sufrido dolor osteomuscular, de los cuales un 27,0% ha padecido dolor de espalda”11.

En el presente estudio, se encontró que un 63,4% realizaba movimientos repetitivos en el trabajo, y el mismo porcentaje refirió tener un trabajo que exige posturas forzadas, ambas variables que no se asociaron significativamente a la prevalencia de sintomatología osteomuscular. La única variable que se asoció de manera estadísticamente significativa a la sintomatología osteomuscular fue el desplazar objetos pesados, similar al estudio de vendedoras ambulantes, donde más de la mitad de las mujeres cargaba bultos y casi la mitad percibió como molesta la postura18. Al realizar el análisis multivariado, disminuyó la RPA para desplazar y levantar objetos pesados.

En otro estudio se han reportado las posturas mantenidas por tiempo prolongado y el esfuerzo físico como algunos de los elementos relacionados con la fatiga laboral18. El dolor de espalda puede estar relacionado con posturas inadecuadas o levantamiento de cargas pesadas2, y el dolor de miembro superior tiene más prevalencia en quienes su labor les implica realizar movimientos repetitivos16,17,19. En el presente estudio fue más prevalente la sintomatología osteomuscular en los trabajadores que consideraban que su labor les exigía realizar posturas forzadas, movimientos repetitivos o agacharse frecuentemente, aunque tampoco fueron asociaciones estadísticamente significativas.

Gran proporción de trabajadores participantes en este estudio negó laborar en un puesto con pisos, paredes y zonas deterioradas, y la mayor parte afirmó tener buena aireación e iluminación, orden y aseo en el puesto de trabajo, y también espacio suficiente para moverse y rutas conocidas de evacuación en caso de emergencia; además, pocos refirieron sensación de calor o frío exagerado en el puesto de trabajo o sensación de ruido fuerte. Todo lo anterior difiere con lo reportado en el estudio de Cartagena que evaluó condiciones de trabajo y salud de vendedores informales, en el cual las condiciones laborales eran precarias2. Un estudio realizado en Cataluña afirmó que la precariedad laboral se asociaba con peor salud en la población trabajadora, lo que difiere de lo referido por los trabajadores encuestados en este estudio, ya que quienes manifestaron tener espacio suficiente para moverse, realizar su trabajo de manera segura y sentirse bien con el trabajo que realizaban presentaron una mayor prevalencia de sintomatología osteomuscular23.

En cuanto a las limitaciones del estudio, cabe resaltar que no fue posible la aplicación de instrumentos para la valoración de movimientos, posturas, movilización y desplazamiento de cargas, ni se utilizaron el Cuestionario Nórdico de Kourinka y el método OWAS para evaluar riesgo y desorden ergonómico, por lo que se habló solamente de sintomatología. Se considera importante realizar posteriores análisis trivariados.

Una de las fortalezas del presente estudio fue la participación de la médica anatomista que valoró y revisó las variables de síntomas osteomusculares, refinando así las variables. Además, se realizó control de sesgo de selección al tener un censo de todos los trabajadores de la plaza de mercado.

 

CONCLUSIÓN

Síntomas osteomusculares se explican por factores modificables que pueden ser controlados o evitados, desde la promoción de la salud y la prevención de la enfermedad, con la participación activa de los trabajadores, sus familias, y las autoridades de salud municipal, máxime si se tiene presente que la sintomatología osteomuscular para población trabajadora se constituye en un tema de interés en la salud laboral para el continente. Además, el caso de trabajadores con empleos precarios y de subsistencia en plazas de mercado ha sido escasamente explorado respecto a las condiciones sociodemográficas, laborales y factores de riesgo laboral.

Contribuciones de los autores

MOGD fue responsable por la conceptualización, investigación, análisis formal, curación de datos, redacción – borrador original y revisión & edición y validación. MCBV participó en la investigación, análisis formal, redacción – revisión & edición y validación. JATR participó en la conceptualización, redacción – revisión & edición y validación. IAA participó en el análisis formal, investigación, redacción – revisión & edición y validación. Todos los autores aprobaron la versión final presentada y asumen la responsabilidad pública de todos los aspectos del trabajo.

 

REFERENCIAS

1. Oficina Internacional del Trabajo. Informe VI - El trabajo decente y la economía informal [Internet]. Ginebra: OIT; 2002 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: https://www.ilo.org/public/spanish/standards/relm/ilc/ilc90/pdf/rep-vi.pdf

2. Gómez-Palencia IP, Castillo-Ávila IY, Banquez-Salas AP, Castro-Ortega AJ, Lara-Escalante HR. Condiciones de trabajo y salud de vendedores informales estacionarios del mercado de Bazurto, en Cartagena. Rev Salud Publica. 2012;14(3):448-59.

3. Organización Mundial de la Salud. Subsanar las desigualdades en una generación: alcanzar la equidad sanitaria actuando sobre los determinantes sociales de la salud: informe final de la Comisión Sobre Determinantes Sociales de la Salud [Internet]. Ginebra: OMS; 2009 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: https://apps.who.int/iris/handle/10665/44084

4. Organización Panamericana de la Salud. Plan regional en salud de los trabajadores [Internet]. Washington: OMS; 2001 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: https://www3.paho.org/hq/index.php?option=com_content&view=article&id=1523:workers-health-mandates&Itemid=1504&lang=es

5. Jaimes CPA, Amaya RMR. Condiciones de salud y laborales de la población trabajadora informal en situación de desplazamiento de Bucaramanga, Colombia. Investig Andina. 2013;15(26):628-39.

6. Barreto LF, Villamizar HP, Flórez NE. Condiciones de trabajo y su repercusión en la salud de los trabajadores de la plaza de mercado la Nueva Sexta, Cúcuta. Psicoespacios: Rev virtual. 2017;11(19):99-119.

7. Sotelo-Suárez NR, Quiroz-Arcentáles JL, Mahecha-Montilla CP, López-Sánchez PA. Condiciones de salud y trabajo de las mujeres en la economía informal Bogotá 2007. Rev Salud Publica. 2012;14(suppl 1):32-42.

8. Secretaría de Salud y Bienestar Social. Análisis de situación de salud del municipio de ciudad Bolívar-Antioquia a 2014 [Internet]. Ciudad Bolívar: MinSalud; 2015 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: http://saludpublicavirtual.udea.edu.co/apssuroeste/images/aps/asis/ASIS-Ciudad-Bolvar-2015.pdf

9. Ministerio de Salud y Protección Social. Plan decenal de salud pública 2012 - 2021 [Internet]. Bogotá: MinSalud; 2013 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: https://www.minvivienda.gov.co/sites/default/files/documentos/plan-decenal-de-salud.pdf

10. Dimate AE, Rodríguez DC, Rocha AI. Percepción de desórdenes musculoesqueléticos y aplicación del método RULA en diferentes sectores productivos: una revisión sistemática de la literatura. Salud UIS. 2017;49(1):57-74.

11. Galindo-Estupiñan ZT, Maradei-García MF, Espinel-Correal F. Percepción del dolor lumbar debido al uso de un asiento dinámico en postura sedente prolongada. Rev Salud Publica. 2016;18:412-24.

12. Organización Internacional del Trabajo. La salud y la seguridad en el trabajo (series) [Internet]. Ginebra: OIT; 1996 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: https://www.ilo.org/global/topics/safety-and-health-at-work/resources-library/training/WCMS_115844/lang--es/index.htm

13. Ministerio de la Protección Social. Guía de atención integral de salud ocupacional basada en la evidencia para desórdenes músculo esqueléticos (DME) relacionados con movimientos repetitivos de miembros superiores (síndrome de túnel carpiano, epicondilitis y enfermedad de de quervain). Bogotá: MinSalud; 2007 [citado en 10 sep. 2020]. Disponible en: https://admon-salud.webnode.com.co/_files/200000102-221fc23193/Desordenes%20Musculoesqueleticos.pdf

14. Rodríguez-Romero B, Pita-Fernández S, Martínez-Rodríguez A, Fernández-Cervantes R. Consumo de recursos sanitarios debido al dolor musculoesquelético en trabajadores del sector primario. Gac Sanit. 2014;28(1):61-4.

15. Albarán JMEC, Nava MEP, Román MPP, Torre GSG, Altamirano LM. Salud, ambiente y trabajo. Madrid: McGraw-Hill Interamericana de España S.L.; 2014.

16. Garzón Duque M, Ortiz Acosta J, Tamayo Gaviria N, Mesa Navas V. Desordenes musculoesqueléticos en trabajadores de mantenimiento de alcantarillado en una empresa de servicios públicos de Colombia y su relación con características sociodemográficas, laborales y condiciones médicas generales, Medellín 2016. Rev Asoc Esp Espec En Med Trab. 2018;27(1):17-28.

17. Garzón Duque MO, Vásquez Trespalacios EM, Molina Vásquez J, Muñoz Gómez SG. Condiciones de trabajo, riesgos ergonómicos y presencia de desórdenes músculo-esqueléticos en recolectores de café de un municipio de Colombia. Rev Asoc Esp Espec En Med Trab. 2017;26(2):127-36.

18. Hernández-Peña P, Luz Kageyama MD, Coria I, Hernández B, Harlow S. Condiciones de trabajo, fatiga laboral y bajo peso al nacer en vendedoras ambulantes. Salud Publica Mexico. 1999;41(2):101-9.

19. Campos-Serna J, Ronda-Pérez E, Artazcoz L, Benavides FG. Desigualdades de género en salud laboral en España. Gac Sanit. 2012;26:343-51.

20. Arias JA, Vergara-Arango M, Caro-Londoño AM. Prevalencia de la hipertensión arterial y factores asociados en trabajadores de la Plaza Minorista José María Villa, Medellín. Arch Med Manizales. 2016;16(1):43-52.

21. Duque MO, Cardona-Arango MD, Segura-Cardona AM, Rodríguez-Ospina FL, Molina CF, Ochoa DA. Influencia de los hábitos alimentarios y condiciones de trabajo en la prevalencia de sobrepeso y obesidad de trabajadores informales de la ciudad de Medellín. Rev Argent Endocrinol Metab. 2019;56(2):40-9.

22. Rodríguez-Romero B, Pita-Fernández S, Pertega Díaz S, Chouza-Insua M. Calidad de vida relacionada con la salud en trabajadoras del sector pesquero usando el cuestionario SF-36. Gac Sanit. 2013;27(5):418-24.

23. Benach J, Julià M, Tarafa G, Mir J, Molinero E, Vives A. La precariedad laboral medida de forma multidimensional: distribución social y asociación con la salud en Cataluña. Gac Sanit. 2015;29(5):375-8.

Recebido em 11 de Setembro de 2020.
Aceito em 1 de Junho de 2021.

Fuente de financiación: No

Conflictos de interés: No


© 2024 Todos os Direitos Reservados